20 mar. 2009

vestigio capitulo 8






------------------------------------------------
S.M- Academia de actividades artísticas.
------------------------------------------------


-muestra tu perfil derecho a la cámara, estira tu pierna izquierda para producir contraste…-

-OK…-sin refutar adoptó la posición que su antiguo fotógrafo le había impuesto…-así?..-

-perfecto, mantén esa pose.- los flashes no se detenían, captaban la imagen desde todos los ángulos.-

-estas cansado?...si quieres nos detenemos…- preguntó un poco avergonzado, pero mas aun por el escaso dolor en su cuerpo que lo invadía momentáneamente, el rastro de los golpes en su bello rostro modestamente eliminados gracias al maquillaje. Con el no podía ser de la misma manera que lo era con las demás personas.

-no te preocupes Donghae, no estoy cansado.-lo miró de soslayo mientras limpiaba con un paño la lente de su cámara.- tu lo estas?...-

-no!! Solo…yo…-era demasiado raro ver a la oveja negra de la academia doblegado por aquel hermoso joven, ciertamente estaba enamorado, solo que los errores lo llevaron a perder ese gran sentimiento, embarrándolo con sus sucias jugadas.-como has estado?...-

-a que se debe tu pregunta? No lo entiendo.- respondió sin inmutarse.

-solo quiero saber como estas…desde que te fuiste a Japón hace 2 años que no tenia noticias de ti, aunque no lo creas estaba muy preocupado…-bajó la mirada.

-tu preocupado? Ja!! No me hagas reír Donghae, desde cuando te preocupas por alguien como yo?...-

-desde que robaste mi corazón…-.el otro lo miraba aturdido.

-no digas esas estupideces!! Cállate!!- sentía unas ganas inmensas de golpearlo, pero sabia que eso solo empeoraría la situación.

-por favor bumi…escuc…-una bofetada calló sus palabras, miró resignado los ojos de Kibum, los cuales estaban inundados por las lagrimas…

-no me digas así!! Eres un entupido, deja de martirizarme!! No entiendes que me haces daño!!…-sus piernas no podían sostener el peso de su cuerpo así que calló al suelo de rodillas llorando desconsoladamente…

-no digas eso, por favor...-el cristal en donde estaba congeniada esa figura mala y dura se desfragmentò al instante de ver esas lagrimas en su niño, acompañándolo en el llanto.-perdóname…perdón!! No tendría que haber permitido que te pasara eso…yo…-lo abrasó asustado, como si en cuestión de segundos lo perdiera, como si su corazón no soportara su ausencia, la ausencia de la única persona que cautivó su corazón.-ese es mi castigo, lo que te paso jamás se borrara de mi mente…


-------------------- flash back ----------------------


-hola?...-

-estimado Hae, como ha estado tanto tiempo…y su padre?...-

-Lishuang!! Que diablos quieres?...-

-solamente ajustar cuentas…-

-que diablos dices, arregla tus problemas con mi padre!! Déjame en paz.-

-Donghae, que cínico eres, tu estas tan metido como todos, y lo que me hizo tu padre me la pagaras tu.-

-maldito desgraciado!! Déjame en paz, no me interesa lo que hagas con mi padre, si quieres mátalo y ya, estoy arto de todo esto…!!-

-aguarda un momento, eres parte de esto, así que ahora no quieras lavarte las manos. ¿Acaso no te importa lo que suceda con tu hermoso noviecito?-

-QUE!! Hijo de perra que le hiciste!! Donde esta Kibum!!-

-como chillas lindo, tranquilízate, sino empeoraras más las cosas.-

-si le haces algo juro que te mato con mis propias manos!!-

-que lastima…pero esto es solo una advertencia para ti y tu padre, lo que me hicieron con el fraude en el cargamento de heroína les va a costar mucho.-

-HIJO DE PUTA!! Kibum no tiene nada que ver en esto…que le hiciste!!-

-te espero en el galpón del muelle 16.- cortó la comunicación.

-BASTARDO!!...- arrojó su móvil contra la pared con tal fuerza que los pedazos del mismo se dispersaron por toda la habitación. Corrió hasta el estacionamiento y tomó su auto dirigiéndose desesperadamente hacia el lugar.

-aguanta Kibum!!...-las lagrimas ahora corrían libremente…**mi amor, si te pasa algo jamás me lo perdonaré. Eres lo único bello entre toda la basura de mi asquerosa vida…** la impotencia carcomía su alma, apretó el acelerador haciendo que las llantas rayaran contra el asfalto aumentando la velocidad considerablemente…


-----------------------------


-Kibum…estas ahí?...-el sitio estaba completamente vacío, ese muelle había sido abandonado hace ya algo de tiempo, los cristales de las ventanas en las alturas destrozados, el suelo lleno de objetos oxidados, maquinarias abandonadas, materiales completamente inútiles, estaba todo desahuciado.

Su corazón latía a mil por segundo, esos latidos golpeaban contra la piel de su pecho asustándolo, el lugar no le brindaba ningún tipo de seguridad y estaba sufriendo un ataje de pánico con lo que, se imaginaba, podría llegar a encontrarse en una clase de sitio así; reunió de quien sabe donde el coraje para inspeccionar el lugar y buscar pistas sobre su bumi, ya que ciertamente aparentaba algo que no era, la virtual coraza que cualquier ser humano crea en base a sus debilidades. Donghae trató de esconderse bajo ese caparazón duro y siniestro, pero ni siquiera el pudo esconderlo del amor, Kibum era el único que lo entendía, lo amaba sobre todas las cosas a pesar de aparentar lo contrario, a pesar de que nunca se lo transmitiera abiertamente. Caminaba lento, muy lento, inspeccionando con cautela cada rincón del lugar; en el se produjo una clase de escalofrió al escuchar algunos apenas audibles sollozos provenientes de una de las habitaciones abandonadas.

Se aproximó aterrado hasta esa puerta, sudando frío, temblando; no quería abrirla, algo en su interior le decía que se detuviera, no obstante, debía saber de Kibum. Fue allí donde todo su mundo se desmoronó, al abrir la maldita puerta encontró la figura de su preciado Kibum en el desolado suelo terrenal, sus ropas rasgadas y maltrechas, acurrucado en una esquina, abrasándose propiamente con sus manos, llorando indignado.

**Que…que...NO!! Por favor que no sea lo que estoy pensando, no puede ser!!! A el no!! Porque Kibum…PORQUE!!!** Cayó de rodillas al suelo destrozado, no creía lo que le había sucedido y no quería creerlo, se acerco al cuerpo del menor, quien temblando giró solo un poco el rostro, se quedo mirando la expresión de Donghae como tratando de decirle algo ya que las palabras no salían de su garganta…

-a…amor...dime que sucedió…-el menor no articulaba palabra, solo acerco su mano al rostro de Donghae y comenzó a acariciar su mejilla mientras las crudas lagrimas mojaban su rostro.

-por…que me haces…esto...-golpeaba erráticamente sin fuerza el pecho del mayor, sin detener su llanto.-SACAME DE AQUÍ!!- le gritó al borde del colapso desvaneciéndose al instante.

-bumi!! Contéstame, reacciona por favor!! LEVANTATE!!- tampoco pudo detener el llanto por la desesperación del momento y enterró su rostro en el espacio del cuello del inconciente continuando con el llanto. Como no recibía respuesta lo tomó en brazos y lo saco del lugar colocándolo en la parte trasera del automóvil; miró atentamente el estado de Kibum corroborando las sospechas que se originaron es su mente desde que lo vio allí tirado, aun mas colérico marchó hacia el hospital mas cercano….

---------------------------------

-AYUDA!! UN MEDICO!!..-entró gritando con el menor en brazos buscando atención de urgencia…-doctor!!..-

-joven que le sucedió!!...- un doctor de turno se acerco a el al escuchar el escándalo e hizo una seña a la recepcionista para que llamara con urgencia a una camilla con atención medica.

-no lo se!! Debe darse prisa!! NECESITA AYUDA MALDITA SEA!!.-

-no se preocupe, el estará bien.-trató de tranquilizarlo mientras llegaba la camilla; cuando esta estuvo ya en el lugar colocaron a Kibum sobre ella y lo trasladaron a una sala de cuidados intensivos.

Mantenía sus manos sobre la cabeza, con la mirada fija en el suelo y el corazón destrozado…

**Como se atrevieron a hacerle eso a el que es una persona inofensiva, todo por mi maldita culpa y de esos mugrosos negocios!! Maldito sea todo!!**

Vio como el medico se aproximaba por el pasillo y lo llamaba para hablar en su despacho, seguramente para informarle sobre la situación de su amigo.

-pase por favor…- invitó a que tomara asiento muy cordialmente, según su expresión, lo que le diría no era nada bueno.

-dígame como esta!!...-

-su amigo…-

-mi novio.-lo interrumpió, el doctor no se inmuto para nada y siguió con lo que tenia para decirle.

-su novio se encuentra muy delicado, sabe quienes fueron los que le hicieron eso..-

-dígame concretamente a lo que se refiere…-su temperamento nuevamente afloraba, ese afán y falta inmadura que lo caracterizaba.

-el joven…-tomó aire…-fue victima de un ultraje…- el modelo solo escuchaba ya que muy en el fondo sabia que eso era lo que le había sucedido a Kibum, sus puños perdían color debido a la presión en ellos.- el dolor que siente en estos momentos es intolerable, estoy seguro, por el diagnostico, que fue abusado por mas de una persona.-cayó de repente, no sabia como se lo iba a tomar el joven, siendo su novio entendía como se podría llegar a sentir.

**Dios mío!! Como pudieron hacerle esto a el…YO SOY LA BASURA AQUI!! PORQUE MIERDA PERMITISTE QUE LE SUCEDIERA ESTO A EL!! Maldita sea!!**

Como por inercia las lagrimas comenzaron a descender, agachó la mirada angustiado ya no pudiendo retener los sollozos.

-como esta el…se podrá reponer de esto?...-lo miró suplicante.

-el dolor y la hemorragia pueden durar días o semanas. Esto con frecuencia es causa de estreñimiento que puede exacerbarse con la dieta deficiente de muchos lugares de detención; lamento decirle que el joven presenta un complicado cuadro de fisuras las cuales pueden persistir durante largos meses…-las lagrimas no cedían, estaba tan indignado con lo que le estaban diciendo que parecía que pronto todo su cuerpo se desmoronaría, no quería siquiera imaginarse lo que le paso a su niño, era demasiado.-…todo indica que se le a provocado un desgarro anal de segundo grado.-

-esto es…demasiado…-dirigió sus dos manos hacia su cabeza, sosteniéndolas con ellas y apoyándose en sus codos.

-debe ser fuerte por el…no solamente estamos hablando de un daño grave físico, lo que mas me preocupa son los trastornos que pueda sufrir. En estas situaciones se puede esperar cualquier cosa, todo depende de su salud mental; usted también tiene que ser fuerte y ayudarlo a superar esto…-

-puedo verlo?...-

-no seria prudente, pero…-se acercó al modelo…-juzgando la situación, ahora lo único que podría curarle el alma es la presencia de la persona amada.-le sonrió.

-gracias…pero no confunda las cosas; mi presencia no le hace bien a nadie, soy un bastardo que solo lo lastimó, no merezco amar.-sin escuchar respuesta se dirigió hacia la habitación a la cual habían trasladado a Kibum.

Al entrar tomó asiento al lado de el, que miraba perdido la ventana con tristeza inmensa, como no hablaba solo pudo lanzarse a sus brazos y comenzar a llorar…-esto es mi culpa, jamás debió ocurrir!! Yo..-se calló al ver la fría mirada del menor clavada en sus ojos…

-porque me hiciste esto…merecía acaso tal cosa…-Donghae permanecía en mutismo total…-te amo con toda mi alma, siempre lo hice, no me importo tu familia o las cosas sucias que dijeran de ti, solo las omitía y seguía entregándote mi alma…-no pudo contener mas el llanto, pero aun así seguía con una frívola mirada…-soporté demasiadas cosas, pero este engaño no lo puedo tolerar…-

-de que hablas amor yo…-

-CALLATE!! No te basta con lo que me hiciste?...crees que alguien puede soportar lo que he soportado? ¿Para ti es fácil no?. Como te sentirías si un grupo de sucios hijos de perra te ultrajan de la manera en que lo hicieron conmigo? Lo único que salían de mis labios mientras me penetraban eran gritos de auxilio, todos dirigidos a ti!! Pero jamás apareciste!! No me protegiste sino que en mi delirio tu estabas revolcándote con alguno de tus amantes!! Yo…- su desesperación hizo que lo abrasara con todas sus fuerzas, todas esas palabras lo estaban matando, pero no era cierto.

**que dices?.. YO NO TE ENGAÑÈ!!**

-QUE DICES!! Amor escúchame, yo no te haría eso, tienes que creerme por favor…-

-MENTIRA!! Entonces que es esto?...-abrió uno de sus puños en el cual yacía un bollo de papel, el modelo lo miro interrogante mas aun no pronuncio palabra; el menor estiro un poco el papel para que pudiera verse su congeniado, dándoselo al mayor cuando lo pudo abrir.

**Que es esto!!**

-ahora no me dices nada?.-

-yo no…-ciertamente lo había sorprendido, la fotografía en donde estaba en su auto besando a otro joven lo descoloco, jamás supuso que podría llegar a manos de Kibum.

-TU NADA!!...-arrugó agresivamente la fotografía y se la lanzo al rostro…-ERES UN MALDITO!! Porque me hiciste esto…-

-yo…Kibum no creerás lo que…-una agresiva bofetada selló sus palabras. Al volver la vista solo pudo soltar una lagrima al contemplar las miles que surgían de las bellas y profundas orbes del menor; las que silenciaban por completo en su alma, las que abrasaban efímeramente el umbral de la desolación.

-eres un insensible!!...pensé que aunque sea guardabas algo de amor para mi; imagine inútilmente que podría derretir tu frío corazón, pero tristemente comprendo que sigo siendo un entupido al creerlo.

-mi amor, por favor no digas eso.-tomó con ambas manos el rostro del menor removiendo con sus pulgares las lagrimas y comenzar a repartir besos por el de este acompañándolo con el llanto también.-…yo no te engañaría, eso solo…-no encontraba las palabras correctas para su justificación.

**Maldita sea!! Era solo el pago de un cliente, yo no tuve ni tengo nada que ver con el ni con nadie. POR FAVOR TIENES QUE CREERME!!**

-¿No tienes excusa? No te preocupes ¿acaso pretendo que el gran Donghae me de una explicación?...ESTOY ARTO DE ESTO!! Estoy arto de ti…yo…yo.-el llanto no lo dejó continuar…-no quiero sufrir mas.-

-estas equivocado!! Bumi…-lo abrasó atrayéndolo mas a su cuerpo…-yo te amo!! No puedes dejarme!! Eres lo único bello que rodea mi vida, sin ti me muero…por favor no me dejes.-

-tu no lo entiendes…jamás entenderás…-

-dime que es lo que tengo que entender!! Dime lo que sea y lo haré…-

-Lo que no entiendes es lo que yo siento en este momento…estoy sucio!!-incontables lagrimas derramándose y perdiéndose en las sabanas…-fui violado por un montón de hijos de perra mientras me restregaban fotos de ti con tus amantes!!. Eso no puedo perdonarlo; no estuviste cuándo mas te necesite, nunca estuviste.-los sollozos no cesaban, Donghae no sabia como actuar, como hacerle entender que lo amaba con toda su alma; seguramente lo habían seguido para tomarle esas malditas fotos; no obstante no quería decirle a Kibum que esa era la manera de paga a algunos de los clientes de su padre, mas aun no podía seguir mintiéndole.-por favor...vete…déjame solo.-

-NO!!... no voy a dejarte!! No deseo perder lo único que amo!!.-

-yo...-lo abrazó.- también te amo…es por eso que me alejare.-comenzó a susurrarle al oído con una expresión indescifrable.-para que puedas revolcarte con quien quieras sin tener remordimientos al pensar que este desdichado espera en tu alcoba cada noche; ya no puedo entregarte nada, mi alma y mi cuerpo están destruidos…-se separó para luego juntar sus labios en un beso calido y triste a la vez, donde todos los sentimientos se fundían como notas en el laúd, donde lentamente la fina capa de aire que los separaba desaparecía. Nuevamente tomaron distancia.-ahora vete…-

-cariño…-lo sujeto de la nuca de nueva cuenta, repartiendo besos y caricias por todos lados…- no me dejes!! Ayúdame a cambiar, enséñame como amarte. Pero por favor por nada de este mundo me dejes.-el menor lo separo.

-eres un egoísta!! ¿No ves como me encuentro? Deja que me aleje de todo…permíteme alejarme de ti…-

-nunca dejare que te vayas de mi lado!!.-sentenció en forma de grito.

-y así dices amarme?...-lo miró suplicante.

-……….…- bajó la mirada; tenia razón, si realmente lo amaba debía dejarlo ir para que su corazón y alma cicatrizaran ; pero, ¿no tendrían que superar esa adversidad los dos juntos?.

-vete…por favor…-

-escucha…-se acerco para rozar sus labios con los del otro y besarlo lentamente degustándolo a su antojo, deseaba recordar esos labios de la única persona que amó y amaría en este mundo.- si alejarte de mí curara tu corazón, puedes hacerlo. No merezco que me quieras, aunque ello me destroce el alma.-guardó silencio unos segundos.-¿Qué ironía no? -recostó su cabeza en las piernas cubiertas por las sabanas del menor, mientras este acariciaba sus jueves y delicados cabellos, conteniendo difícilmente esas lagrimas que se adueñaban de los cuerpos de ambos.-jamás creí enamorarme de ti; el día en que te vi por primera vez quería manejarte como lo hacia con todos, no obstante tu afán por no doblegarte hacia mi hizo que me enamorara inconcientemente…-no pudieron contener las lagrimas, era una dolorosa despedida.-cuando vas perdiendo un amor te sientes morir, tanto que todo a tu alrededor se torna doloroso, y mas aun si se que mañana ya no estarás aquí. Quiero que me prometas una cosa…volverás, aquí te esperare en mi oscuridad para que llegues con tu resplandor verdadero y me salves.

-créeme que volveremos a vernos…-un ultimo beso dio inicio degustándose lentamente, temiendo por separarse de aquella sensación que los completaba.

-te amo…-**cuídate para mi, procura volver y aliviar mi alma.**

-yo también.- **este es el adiós Donghae…tratare de alejarme de todo y sacarte del corazón; si no lo consigo nos volveremos a ver.**

Ambos salieron de su letargo momentáneo. El modelo se levanto del lugar para dirigirse hacia la puerta, volvió la mirada para verlo por ultima vez, este le dio la espalda y se recostó tapándose con las sabanas para ocultar su llanto, cosa que no pasó desapercibida por Donghae aunque sabia muy bien que no podía regresar y consolarlo ya que el había ocasionado su sufrimiento. Resignado y abatido salio del lugar, con el corazón mas destrozado que antes. Al cerrar la puerta tras de si no pudo mas, cayó al suelo con el rostro bañado en lagrimas, lo mismo que sucedía dentro de la habitación a sus espaldas.

**todo ha terminado. Mi vida en estos momentos carece de sentido, sin ti no puedo mas que sufrir como un condenado porque me encuentro solo, sin tu calidez, Sepultaré esa sonrisa que creí conseguir gracias a el amor, un amor que hoy me es negado gracias a toda esta basura**

Volvió a erguirse para sacar erráticamente esas lagrimas que molestaban en su rostro y tomar su móvil.

-Kangnin…-

-que sucede Donghae…-

-prepara las armas, que todos se dirijan a la central de Heaven, Lishuang me ha declarado la guerra.-

-OK, cuanto tiempo tenemos.-

-procura estar allí en media hora, yo iré por mi cuenta. Que nadie se atreva a tocar a Lishuang, el es mío.

-de acuerdo.-

-Kangnin…-

-algo más.-

-discreción absoluta.-

-no hay problema, tu padre jamás se enterara de esto.-

-le hicieron daño a Kibum.-

-¿como?...-digirió despacio la noticia.-entonces es seguro que nadie quedara vivo.-

-así es.- cortó la llamada.

**Nadie se burlara de mi, el Donghae de ahora no guarda piedad en su corazón, mejor dicho, no tiene corazón.**

Antes de marcharse de la clínica fue a encontrarse con el doctor que había atendido a Kibum para darle las últimas indicaciones.

-que sucedió…-

-cuide de el hasta que le den el alta y entréguele esto.-sacó su chequera.-solo dígale que no es un regalo, que me lo devuelva cuando regrese…-

-OK, pero…-pensó en no entrometerse en su vida privada así que cambio drásticamente de pregunta.-¿puede comunicarme con su familia? Es importante que sepan sobre su estado.-

-no tiene familia. Sus padres murieron y su hermano vive en Japón, no se preocupe, el es fuerte, hay que dejarlo solo; se que si me alejo de el podrá recuperarse…-sin mas se retiro rumbo al encuentro con Lishuang, dejando a un confundido doctor.


------------------------------------


Las puertas de Heaven se abrieron de par en par, entrando por ella una patrulla de jóvenes fortachones vestidos de negro con una insignia de un tigre blanco en el hombro derecho; repartían por todos lados sin detenerse silenciosos disparos que daban certeros en los aun tibios cuerpos que caían pesadamente al suelo sepultándose sobre interminables charcos de sangre. Donghae llego a la oficina de Lishuang sorpresivamente, este no alcanzo ni siquiera a articular movimiento que ya sentía como un insoportable dolor se expandía por todas partes de su cuerpo, revolviéndole las tripas; cayó al suelo e intentó tomar su arma ubicada en la parte interior del saco, vano esfuerzo, el menor disparo otra vez pero a su brazo.

-como estas Lishuang? Llegue en mal momento?...perdona por no avisar.-

-es…espera…arghh!!...cof…cof…-escupió sangre, revolcándose del dolor cuando el sabor metálico característico recorrió su cavidad.-no…no me mates.-

-como?...disculpa pero no te escucho…-lo tomó del cabello arrastrándolo hasta el centro de la oficina.

-NO LO HAGAS!!...no me mates…-comenzó a llorar desesperado suplicando perdón.

-¿matarte? Jajajja…eso no es nada; tú te lo buscaste.-

-¿te pones de esa manera por ese niño? No vale la pena!!.-otra bala atravesó su mano derecha…-ARGHH!!...Dios!! No sigas, no sigas…no me volveré a meter contigo…-

-sigo sin oírte…-una macabra sonrisa contorneo sus labios mientras cargaba nuevamente su arma…-

-no…NO!! NO!! Mátame de una vez pero no sigas!!...-lagrimas resbalando por su rostro hasta fusionarse con la sangre derramada bajo su cuerpo.

-cállate…-perforó uno de sus hombros procurando no dañar parte vital y así prolongar su agonía.-sabes que no pararé y también sabias que no era bueno meterse conmigo; tienes 32 años de estupidez al pensar que podrías enfrentarte al líder de los tigres blancos, soy un niño de 18 años muy malo…-las desesperadas suplicas le pedían por mas, quería destrozar cada órgano de su cuerpo lentamente, deseaba verlo sin una gota de sangre…(alma vampirica *_*).-mmm…veamos…¿Quiénes lo hicieron? Fueron 2, 3, 5, 10…-se detuvo a sus pies mirándolo a los ojos, recostando el arma en su cintura.

-no…no se…cof cof…ya para esto!!-comenzó a sentir como en su pecho punzaba el dolor ferozmente, no podía mover ninguno de sus brazos y el shock emocional le estaba provocando un estado de principio de convulsión.

-CONTESTA!!.-la cuarta bala fue a parar un una de sus piernas justo en la parte del muslo.

-ARGHH!! Hijo de perra!! Eres un enfermo!! Arghh!! Ahhhhhh!!.-no guardaba mas lagrimas que derramar, incluso parecía adaptarse al dolor que se apoderaba de todos sus sentidos; no sentía ninguna de sus extremidades, la totalidad de su anatomía estaba entumecida, lo único que le quedaba era la muerte…

-sabes… su cuerpo es una delicia…-se zarandeaba por toda la oficina hablando al techo con el arma colgando en una mano…- y un bastardo como tu no tiene derecho a hacer lo que hizo…-comenzó a reír desquiciado al ver como el cuerpo, porque estaba mas muerto que vivo, temblaba por inercia ante sus palabras…-es por ello que estas pagando, solo ejerzo mi justicia…- se inclinó hacia el y apoyó el peso del propio cuerpo en sus piernas quedando a escasos centímetros de Lishuang, quien lo miraba aterrorizado sin poder articular palabra…-Kibum es la luz de mis ojos…-una minúscula lagrima desfilaba por su piel.-y ahora ya no permanecerá a mi lado, amándome. Todo por tu culpa…¿comprendes la gravedad de tus acciones?.-posó el arma en el centro de la frente del mayor, que no hizo más que llorar y suplicar a su dios…-¿Dios? Jajaja…ni siquiera el te salvará.-dejó a escasos centímetros sus rostros para susurrarle en el oído…-Nos vemos en el infierno.-jaló del gatillo.

Miró por última vez el destrozado cuerpo sin vida con una fría e inmutable expresión.

**ya nada será lo mismo sin ti, mi amor...**

Se retiro del lugar con el corazón en pedazos, nada en su vida volvería a ser como antes, la idea de no tener a Kibum consigo le daba vueltas en la cabeza; el había sido el único en detener la característica oscuridad que surgía de su alma, sin su presencia daba crédito a que de allí en adelante seria una basura sin piedad. Estaba totalmente consiente de su naturaleza, la cual solo pudo superar alguna vez gracias al amor.





----------------------- fin flash back ------------------------




-NO SABES!! No imaginas lo que he sufrido sin ti!!.-lo sujetaba en sus brazos con todas sus fuerzas, temiendo a que este se esfumara, que solo fuera un sueño…-dime que estas aquí…-lagrimas desfilando por su rostro…-dime que te quedaras conmigo.-

-espera Donghae…-lo separó. Aun secando sus lagrimas se levanto dándole la espalda.-no confundas las cosas…esto es muy precipitado; solamente vine a trabajar…-agacho la vista, avergonzado por su propia mentira…**hasta cuando seguiré engañándome**

-bumi…- se detuvo a sus espaldas y enredo la cintura del fotógrafo con sus brazos reposando las manos en su vientre; embozó una sonrisa al sentir como este comenzó a temblar debido al acercamiento.-Aun sigues temblando en mis brazos.-recostó su mentón en el hombro del menor.

-por favor Donghae…no…-calló al sentir como las manos del modelo recorrían su pecho delicadamente.

-déjame hablar…-apoyó la totalidad de su cuerpo al del otro.-déjame decirte lo que siente mi corazón en estos momentos. Desde el instante en que marchaste ya no soy el mismo…soy un adefesio. Arruino la vida de los demás encontrando satisfacción en ello…-nuevamente las lágrimas, que esta vez se perdían en el hombro de Kibum, quien posó las manos sobre las suyas. El sabia a lo que se refería Donghae, ya que antes de encontrarse con el, había hablado con Yukari, colega de fotografía y amiga.

-Yukari me contó lo que le hiciste a Yoochun…-

-eso no es nada…lo que hice escapa de tu imaginación.-

-porque haces todo eso…-

-porque no tengo corazón, lo perdí hace dos años…-al no recibir respuesta lo giró quedando esta vez frente a frente, el menor tenia la cabeza gacha, así que lo tomó del mentón para que sus miradas se encontraran.-dime que regresaste para derretir mi frío corazón.-

-……-

Lentamente fue eliminando el espacio que los separaba para juntar sus bocas en una danza calida y armoniosa; el menor no se negó, solo pudo dejar entrar la lengua del modelo en su cavidad para enredarla con la suya, disfrutando enormemente de esa caricia que lo completaba. Se degustaban transmitiendo con sensaciones lo que las palabras estaban lejos de conseguir; el deseo afloraba en el libido de Donghae, extrañaba tanto esa boca que se le hacia un sueño estar probándola nuevamente luego de dos años. Ningún cuerpo con el que estuvo desde su partida era capaz de encenderlo como el lo hacia, ni siquiera Yoochun; un deseo que solo Kibum podía apaciguar. Profundizó aun mas el beso apoyando el cuerpo del menor sobre la pared, presionándolo con pasión.

-mmm…ah…Dong…hae espera…-lo apartó.

-no puedo esperar, Quiero tenerte, sentir tu respiración junto a la mía…dímelo.-ambas miradas se perdieron en la otra…-dime que volviste por mi…-

-……-

-mírame!!...-tomó su rostro con ambas manos.- pídeme lo que quieras!! Ya no are daño!! Pero por favor te necesito cerca de mi, ya no lo soporto mas.-justo ambas frentes permitiéndole al menor ver el recorrido de sus lagrimas.

-esto es muy precipitado…-se separó dándole la espalda y dirigiéndose a la entrada para después voltear y mirar a un Donghae que tenia la frente hundida en la pared, llorando silenciosamente.- Solo te diré que…-el mayor se giró para mirarlo..-aun te tengo clavado aquí…-señalo su corazón mientras Donghae lo observaba aturdido.-mi amor por ti es tan grande que duele…y volví para perdonarte y amarte; sin embargo ese perdón te lo tendrás que ganar…-secó la ultima lagrima y se marcho.

Habían pasado algunos minutos y recién salía de su letargo, no concibiendo lo que sus oídos creyeron escuchar.

**dijo…que sigo en su corazón (se recostó en el sillón donde previamente posaba para Kibum) no puedo creerlo, el aun me ama, después de todo me sigue amando, (no se hicieron esperar las lagrimas de felicidad) ya no te de decepcionare amor, por ti voy a cambiar…**

Horas pensando en como acercarse a su niño y alucinando con lo hermoso que había regresado, lo amaba cada vez más. Sin darse cuenta, Morfeo se fue apoderando de su conciencia, llevándolo a mundos insospechados, donde la maldad expiraba de sus sentidos, donde el amor era lo único que no faltaba.

------------------------------------



Capitulo 9






0 ♥Comentarios♥ :

:a   :b   :c   :d   :e   :f   :g   :h   :i   :j