21 mar. 2009

Tempestad capitulo 1





Que…fue…todo eso. No puedo creer que me haya pasado esto a mí, no a mí. ¿Por qué? Que te he hecho. Cuando comenzó esto pensé que era solo una broma tuya, jamás pensé siquiera que te atreverías a hacer lo que me hiciste. En estos momentos me siento una inmundicia…al enredar los brazos en mi frágil anatomía me doy cuenta que no es un sueño; al ver mi reflejo en el espejo que se encuentra frente a mi, compruebo que todo es real…Tu…tu…eres una basura. Paso mis dedos en el cristal que me muestra tal y como me veo, delineo mi figura lentamente, recorro la huella de mis lagrimas en el, contemplo mi tiste y ensombrecido rostro… ¿Cómo fuiste capaz? Con tus acciones has hecho que traicione a un ser querido, lo he traicionado a el, que es mi mundo. Yo…yo…las lagrimas no dejan de caer, fluyen armoniosamente, claro estigma de mi dolor, las que demuestras estos vestigios en mi cuerpo que jamás desaparecerán. Golpeo brutalmente la pared revestida en cerámicos tratando de que la ira desaparezca, pero sigue allí, impregnada en mi sangre, recorriendo cada arteria en mi cuerpo, quemándome por dentro. Tiene que ser mentira! Una maldita pesadilla!!. El dolor en mis nudillos es asfixiante, sin embargo continuo golpeando la fría pared erráticamente, sin descanso; pensando que eres tu a quien golpeo, desfigurando esa arrogante sonrisa que detesto, arruinando ese rostro que vuelve locos a todos, incluso a mi. Son débil…no pude haber permitido que sucediera esto…las horas pasan y continuo en mi letargo, llorando en el baño de mi habitación, rogando por no ver su rostro, moriría si lo veo en estos momentos, no lo soporto. Mis manos frotan desesperadamente mi cuerpo, tengo que lavar todo residuo de mi pecado, necesito librarme de tu olor…el agua esta helada, aun así me meto bajo la ducha sin darle importancia al resfriado que seguramente cogeré, ya nada importa, porque hoy morí, ya no merezco vivir, eso se me hace injusto… ¿acaso pretendo vivir a sabiendas de su dolor? ¿Busco acaso compartir momentos con el después de traicionarlo como lo hice? No!! Necesito esconder esto!! Si el se entera ya nada será igual, no debo permitir que se entere. Soy patético!! No tengo vergüenza al pensar eso, quiero seguir conviviendo con el, pero tampoco me siento capaz de decirle la verdad. Porque es así, en el fondo yo permití que todo esto sucediera, yo, al igual que el, soy culpable de este perverso crimen.

Ciento terribles estupores en todo mi cuerpo, el agua ha ido removiendo las huellas de su cuerpo, esta limpiándome nuevamente. Enrollo mis brazos en mis piernas, ocultando la palidez de mi rostro en ellas, respirando dificultosamente a causa del frió que siento, llorando; no puedo dejar de hacerlo, no consigo parar las saladas y calidas gotas que emanan de mis orbes, y eso me hace sentir mas miserable, porque sé que cuando vea su rostro lloraré de nuevo, porque sé que cuando escuche su voz desearé morir, como lo deseo ahora. Mierda!! Esas imágenes vuelven a mi mente, me atormentan, matan mi alma lentamente; mas aun creo que es tiempo de enfrentar esto, necesito superarlo; no obstante, se que el no cesará, la manera en que me miraba me demostró que no era un juego para el…y eso es a lo que mas le temo, que el, al igual que yo, busque algo mas, me aterra la idea de no poder controlar la situación, esta a la que caí del día a la noche sin darme cuenta. Me incorporo en la bañera, salgo apesadumbrado del agua viendo como las gotas aun resbalan por mis curvas, perdiéndose en el suelo, pasando a formar parte de ese gran chanco que nace bajo de mis pies. Amarro una toalla a mi cintura y con otra mas pequeña trato de secar mi oscuro cabello; vuelvo a mirarme al espejo, odiando lo que ven mis ojos. Unas notables marcas en mi pálido cuello, en todo mi torso; parece como si hubiese sido victima de una fiera salvaje, guiada por el instinto, y así fue, solo que en esta obra no soy la victima.

-soy un bastardo!!.-y de nueva cuenta el dolor se esparce por mi puño al golpear la pared, la zona afectada comienza a tomar un intenso color rojo, pequeños hilillos de sangre recorren mis nudillos, solo sonrío…este dolor no es nada a comparación de lo que el sentirá si lo descubre.

Que harás!! ¿Como piensas tomar esto?, la verdad que no tengo la menor idea, se escapa de mis manos; pero…en realidad yo no tengo la culpa, ni siquiera me hubiera imaginado que alguna vez me registraría, y sin embargo, aquí estoy, sufriendo por su culpa, por lo que me hizo. Debo dejar que esto se convierta en un mal recuerdo, no creo que sean verdad sus palabras, no creo absolutamente nada de lo que me susurraron sus labios, es ilógico!! No puede ser cierto, debe ser un error. Mi cuerpo cae pesadamente sobre la mullida cama, cierro los ojos y no puedo evitar acordarme de lo que sucedió hace solo unas horas, simplemente no puedo omitir esas imágenes, que mágicamente hacen que mi cuerpo se estremezca; es imposible, no puedo evitarlo… ¿Por qué? Solo quiero que alguien me diga que eso que hoy sentí son solo alucinaciones, porque no puedo pretender seguir con esto, no me debo dejar controlar por mis sentimientos…Tengo que detener esta atrocidad!! Lo are por el. Mi mano fue a parar a mi pecho, siento como late mi corazón, esta inquieto; ¿Cómo hago para evitar este dolor en mi pecho? No quiero seguir sufriendo!! Yo…

-Jaejoong…que te sucede? ...-no, por favor, que no sea su voz,…no puede verme en este estado, tengo que ocultar todo lo que paso, el jamás debe enterarse de esto. Siento como lentamente se acerca hacia donde me encuentro e inmediatamente alguien se sienta a mi lado.-…por que estas así?...-noto la preocupación en sus palabras, el jamás cambiara, es un ángel, mi ángel. No puedo verte a los ojos, por favor vete y déjame solo con mis remordimientos. Por favor, aléjate de mi…

-no es nada…por favor, déjame solo…-trato de que las palabras salgan lo mas veraces posibles de mi garganta, la cual parece haber perdido fuerza, y claramente delata mi estado.

-no me iré hasta que me digas que sucede…te conozco jae…por favor confía en mi.- ¿Qué confíe en el? ¿Quieres que te cuente lo que realmente sucede? Me odiarías, porque tu no vas a creerme, le creerás a el. Si abro mis ojos, veré su inocente expresión y se que no lo soportare.

-vete Changmin…no me siento bien.-sigo aun con los ojos cerrados, mi brazo sobre mi rostro para que Changmin no pueda notar mis lagrimas. Mi cabello comienza a recibir unas gentiles caricias, se que no se dará por vencido. Pensé que se percataría de las marcas en mi cuello, pero parece que me he equivocado, o solo no le da importancia.

-Jaejoong…soy tu hermano, por favor, dime que es lo que te sucede. Tu no te pones así por cualquier cosa…- siento como todo mi interior comienza a desmoronarse, ya no puedo guardar este dolor.

-yo…yo…-aparto mi brazo y le dejo el camino libre para que vea el recorrido de mis lagrimas, el se asombra, e inmediatamente se tira sobre mi para abrasarme con todas sus fuerzas. Siempre envidie ese lado de mi hermano, es de esas personas que están allí para apoyarte, para ofrecerte un hombro cuando mas lo necesitas, es magnifico; tanto que no pudo creer como es que llegue a esto.

-¿estas llorando?...¿porque? dime que es lo que te pone tan mal…dímelo hermano…-escucho como susurra en mi oído, siento como la pálida piel de mi cuello se pone en contacto con sus lagrimas, esta llorando al igual que yo, y eso hace que las gotas salgan de mis orbes aun con mas fuerza. El es mi hermano, no puedo lastimarlo de este modo, sin embargo, nada cambiara lo que ya ocurrió. Ambos lloramos, es un abismo de sentimientos encontrados, uno de nosotros lo hace por culpa, el otro por ignorancia de esa culpa, yo lloro por traición, el lo hace por no entender mi llanto, finalmente lloro porque lo amo, el llora por la misma razón. Lo abrazo como si fuera a perderlo, es que soy consiente de que eso sucederá, pero no quiero hacerlo, desisto de la idea de perder a mi hermano. El es mi mundo. El responde a mi abrazo de la misma manera, permanecemos eternos segundos en esa postura, simplemente derramando lágrimas en el hombro del otro. Cuando siento que ya no tengo mas lagrimas en mis ojos me separo de el y lo miro fijamente, el toma mi rostro y con sus pulgares remueve mis lagrimas, yo hago lo mismo.

-me destroza verte así…-musita esas solas palabras, veo en sus ojos esa confusión, y entiendo a que se debe…Kim jaejoong jamás llora, y verme en este estado debe de ser muy shokeante para el, aunque también lo es para mi, la situación me supera.- ¿me contaras?...-sigue buscando respuestas en mis ojos, respuestas que jamás encontrara, ya que ni yo las tengo.

-hay días en que la tristeza inunda mi ser, no te preocupes…-digo regalándole una modesta sonrisa, una falsa sonrisa, reflejo de mi dolor.-estoy indispuesto…-miento descaradamente.

-¿estas seguro?... ¿es solamente por eso?...-pregunta acariciando mis mejillas, no muy conforme con mi respuesta.

-Es solo eso minnie...¿que mas podría ser?. -me aparto un poco de su cuerpo para tomar distancia en la cama, tenerlo tan cerca hace que en mi mente se generen un sinnúmero de imágenes, crueles y despiadadas, que solo lo lastimarían.

-¿es por Junsu?...-es cuando lo nombra que caigo en cuanta de lo que pasa con el…

-si…es por el…-digo lo mas serio posible, su pregunta me ha hecho recordar todo lo que sufro por su causa.

-deja de mortificarte por el…sabemos que jamás nos aceptara; el nunca aceptara que Yoochun esta enamorado de ti y no de el…-

-No lo digas!!...-tapo bruscamente mis oídos, no deseo escuchar esas palabras!! Me hacen daño, hacen que recuerde los miles de problemas que me acosan, los cuales me destruyen lentamente. Mi vida en este ultimo tiempo se ha convertido en una corona de espinas…-por eso el me odia aun mas…-

-no tienes la culpa!!.-me toma de los brazos haciendo que lo mire a los ojos, zamarreándome un poco.-si el no quiere aceptarlo no me interesa!! Pero no seguiré permitiendo que te lastime así!!...-permanecía en silencio, tan solo escuchando lo que me decía, soportando la culpa que reclamaba nuevamente sus derechos en mi mente. Conteniendo las lágrimas, que pugnaban por salir. ¿No permitirás que me siga lastimando? Pero si el único que te esta lastimando aquí soy yo… eres un entupido al quererme tanto!! No lo merezco! Soy una basura!.

-pero…-no dejo que terminara.

-pero nada…Yoochun esta enamorado de ti, por mas que el te odie no cambiara las cosas, uno nunca elige de quien enamorarse…jae, por favor entiéndelo, deja de culparte por algo que no hiciste. -comenzó a acariciar mi cabello.-no puedes culparte por todo, tu serias incapaz de hacerle daño a alguien…-me dedico una hermosa sonrisa, y allí termino todo lo conocido para mi. Un fuerte dolor en mi estomago hace que sienta asco de mi mismo. Lo miro apenado, no puedo mantener la vista en sus ojos, así que agacho la mirada, el al contrario de mi acción con una mano me toma del mentón y hace que lo mire de nueva cuenta.

-pero es nuestro hermano. Changmin, entiende como me siento, esto me supera, jamás quise lastimarlo.-

-corrección, nuestro hermanastro.-dijo con fiereza, su mirada transmitía mucho enojo, y en parte lo entendía, porque a mi me pasaba lo mismo. Junsu es de esas personas que convierten en infierno lo conocido para uno, o por lo menos eso hace con migo. Siempre creí que alguna vez llegarían a cambiar las cosas, y todavía hoy en día, después de 2 años de la muerte de nuestros padres todo sigue siendo igual. –y tu no lo lastimaste, el elige sufrir al no entenderte.-

-no puedo seguir así…siento que pronto mi corazón se romperá en mil pedazos…-

Tanto daño te estoy causando… ¿acaso soy yo el que provoca tu estado? Soy una mala persona, lo se…pero no puedo evitarlo, el solo pensar que el muere por ti hace que quiera destruirte, y eso es muy malo, lo reconozco, un chiquillo como yo que solo quiere tener lo que desea no le hace bien a nadie; pero solo haciéndote pensar que te odio es que puedo esconder mi dolor, porque el verte llorar ahora me demuestra que también tienes debilidades, que no eres perfecto como todos dicen. Eso es lo que odio de ti, todos te adoran, Changmin da la vida por ti, se tienen el uno al otro; en cambio yo estoy solo…no logro entender como es que nuestros padres murieron , dejándome solo con mi dolor, solo con mis angustias, solo con este amor ingrato. Pero así son las cosas, desde nuestra infancia que tengo que soportar que todos te alben, que me ignoren porque eres el centro de atención. ¿Es mucho pedir un poco de cariño? Es algo imposible, Yoochun? Te amo como nunca logre querer a alguien, pero tu solo tienes ojos para el, y eso me destroza el alma. ¿Qué jamás quiso lastimarme? Pero lo hiciste, el día en que Yoochun declaro amarte destruiste mi corazón. Soy injusto, es cierto, pero quien es justo conmigo? nadie. Al estar escuchando la conversación de ellos me demuestra lo cruel que soy con Jaejoong, sin embargo es algo que no puedo evitar.

-no puedo verte así hermano, me lastima escucharte decir eso…-veo como en sus ojos comienzan a acoplarse las lagrimas.

-no llores por mi minnie…-acaricio su bello rostro.-ya se me pasara…no te preocupes….-trato de embozar una sonrisa, por mas que me cueste horrores.

-me lo prometes?...-asiento con la cabeza de manera afirmativa.-debes tratar de no preocuparte demasiado por el…Junsu ya no es un niño, esta lo suficientemente grande para darse cuenta de las cosas, y si no quiere aceptar que Yoochun esta enamorado de ti, halla el, pero estoy arto de que se comporte así especialmente con tigo, que te desvives porque estemos bien.-

-¿Por qué eres tan bueno? No merezco un hermano como tú…no lo merezco.-

-Que!! No entiendo porque dices esas cosas…tu eres la persona mas bella que puede existir, sin tu apoyo ninguno de nosotros dos estaría bien, y lo que me da rabia es que el no se de cuenta de ello…-

Estas equivocado Changmin…si me doy cuenta de eso. Si no fuera por Jaejoong…Perdón…pero me es imposible evitarlo. Ustedes jamás me conocerán realmente a fondo.

-quisiera que las cosas sean diferentes; pero por mas que trate no logro acercarme a el…-

-tanto daño te causa? ...-

-aunque no lo creas…amo a Junsu, al igual que a ti, es nuestro hermano…¿porque no puedes entenderlo? .- aunque me lastime lo entiendo…talvez es el único que se da cuenta de la mierda que soy, tiene derecho al odiarme.-

-nunca entenderé a alguien que te haga sufrir…-giras el rostro ofuscado, noto en tu semblante la molestia que sientes al hablar de el.

-si queremos que esto se solucione, todos debemos poner una parte. Estamos solos en este mundo, y creo que es momento de aclarar las cosas, porque aunque el no me quiera, debe entender que soy su hermano y deseo lo mejor para el. Es por eso que yo trate de hablar con Yoochun hoy y…-demonios!! Otra vez esas imágenes…no puedo quitármelas de la mente, es justamente lo que me mortifica, al final intente solucionar las cosas, solo que ahora me siento aun peor por lo que sucedió, nunca personare mi debilidad.

-y…-me pregunto insistentemente.-¿hablaste con el?...-no…no logre hablar con el.

-no…-bajo el rostro.

-crees que es necesario hablar con el? ...acaso a ti no te gusta para nada?...-embozó una sonrisa macabra, es tan inocente que duele, porque no se da cuenta de cómo son en realidad las cosas.

-sabes que no me gusta para nada…pero el no lo entiende, se lo dije muchas veces y ni así. Lo peor es que no desiste y Junsu cada vez siente mas dio hacia mí. Uffffff!!-suscite hondamente tirándome de espaldas a la cama, tapando mi rostro con ambas manos.-hay días en los que creo que no podré con todo. La indiferencia de Junsu me esta matado.-

¿Eso es verdad? Jaejoong…tu haces aso por mi? Rechazaste a Yoochun solo porque sabes que estoy enamorado de el…No logro entenderte!! Después de todo el daño que te ocasiono piensas en mí… Haces que me sienta mas basura de lo que soy, ese amor fraternal que guardas para mi es algo que nunca lograre entender. Changmin, comparto tu odio hacia mí. No quiero seguir escuchando esto…

Siento como Changmin se recuenta a mi lado y me abrasa por la espalda, ocasionando que todo mi cuerpo se estremezca por el contacto. Solo cierro mis ojos para disfrutar de esas caricias que me propicia, esas que me hacen tan feliz, y que siento que en un futuro me harán falta.

-debes resistir un poco mas…hazlo por mi…- me giro bruscamente y me aferro a su cuerpo, hundiendo mi rostro en su cuello y comenzando a llorar, la pena es muy grande como para soportarlo.

-minnie…gracias…-digo entre sollozos, el sigue acariciando mis cabellos, enroscando sutilmente sus dedos con esos hilos azabaches. No quería separarme de el, si no fuera por que el molesto celular sonó, ese contacto no se hubiera roto.

-hola? ...-escucho como contesta el aparato, yo por mi parte me incorporo de la cama y comienzo a caminar hacia mi closet para vestirme decentemente y comenzar a trabajar. Es que aunque solo posea 18 años, cargo con grandes responsabilidades, desde que nuestros padres (nuestra madre, y el padre de Junsu) murieron en un accidente de transito, nos hemos quedado solos los tres. Mi hermanastro Junsu es el mas pequeño de los tres, tiene 16, Changmin tiene 17, y yo soy el mayor. Es muy duro convivir con una persona que jamás llego a sentir ni siquiera algo de afecto por ti, como es el caso de Junsu; el me odia, sin embargo, esta bajo mi tutela; Porque desde el momento que nuestros padres murieron, tanto las empresas, como Junsu y Changmin, quedaron bajo mi cuidado. Todo ocurrió muy rápido; las contradicciones de la ley al querer separarnos, todos las empresas rivales tratando de desmoronar el imperio Kim, y el sinnúmero de conflictos existentes que tuve que superar, hicieron que en estos momentos estemos así, los tres juntos manejando nuestras vidas, claro que para ello hemos tenido que atravesar demasiadas adversidades, fue un shock toral para mi darme cuenta de todo el mal que nos rodeaba, ya que inmediatamente después de su muerte, quedamos totalmente desprotegidos, tanto las personas cercanas, como las que no conocíamos querían derrumbarnos. Pase un año separado de Changmin y Junsu, pero gracias a la familia de Yoochun todo cambio, su padre fue un gran amigo de mi madre y es por eso que resolvió nuestros problemas legales, los de ser menores de edad. Fue recién el año pasado cuando al cumplir 18 años pude tomar las riendas de todo…ahora vivimos los tres juntos, como tiene que ser, enfrentando el destino que nos fue designado, mellado por la maldad y la desgracia; es ahora cuando pienso que si no fuera por el padre de Yoochun nada de esto hubiera ocurrido, fue una suerte que aparecieran en nuestro camino, pero ahora compruebo que también fue mi desgracia conocer a esa familia.

-Yunni…que sucede? ...-escucho ese nombre salir de los labios de Min y siento como mis piernas no pueden sostener el peso de mi cuerpo. No puedo creer que se atreva a llamarlo, es un desgraciado!! La expresión de Changmin cambió totalmente al escura su vos, su sonrisa me demuestra que no es de otra forma, lo ama. Quisiera poder hacer desaparecer esta punzada de mi pecho, pero se me hace imposible, es como si cada que pasan los segundos el dolor se intensificara, ahogándome cada vez mas. Que cruzara por la mente de el? que pensara de lo que sucedió…dios!! Que mierda pretendo!! Realmente no se que hacer… como debo enfrentar esta situación, como hago para borrar los recuerdos de mi mente.

-estoy en casa, mañana no voy al colegio…ah…quieres hablar?...esta bien…mañana iré a tu casa…si…yo también.-colgó.

Mi corazón parece no resistirlo, ¿Qué fue eso? ¿Quiere hablar con el? Acaso…le contara lo sucedido? No!! Eso no puede ser verdad!! Como puede ser tan descarado, el fue quien comenzó con todo esto!! Changmin no debe enterarse!! Eso nunca!!.

-minnie…quien era?.-pregunto mirándolo de soslayo. El solo se gira para mirarme, noto preocupación en su semblante.

-Yunho…-otra estaca atraviesa mi pecho al escuchar su nombre, el nombre de la persona que descoloco mi vida, ese que hará que pierda lo que mas quiero en este mundo.

-mh…porque tienes esa cara.-pregunto haciéndome el desentendido, no puedo soportar el ser tan falso, cuando fue que cambie tanto? De ser esa persona fuerte que jamás se doblego ante las piedras, pase a ser esto, un entupido que dejo que hagan con el lo que quieran, solo guiado por la soledad y la falta de cariño.

-lo note raro…no sonaba igual que siempre…-bajo el rostro preocupado. Yo me acerque a el.

-no te preocupes, no debe ser nada grave…-

-tal vez…pero me pareció tan reacio a mi… eso me preocupa, no soportaría si el intenta de…-tengo que callar sus palabras, me están matando en vida, no voy a permitir que el sufra, eso nunca!!... Yunho nunca te dejara!!

-no digas cosas como esas, el no seria capaz de dejarte…el…-esas palabras no pueden salir de mi boca, no se si es porque creo que es mentira, o porque me lastimaría que sea verdad. Mi mente es un lío, no se ni siquiera lo que siento, pero…una terrible molestia se origina en mi corazón al tratar de pensar eso.-…te ama…-y finalmente salen de mi boca, costo enormemente pero las dije, ¿es que no creo que así sea? ¿Cómo voy a creerlo después de lo que paso? El mismo me lo dijo, fue mi nombre el que salía de sus labios hace solo unas horas, no el de el. Y eso me destruye aun mas, carcomiéndome de una manera avasallante, llevándose consigo mi vida.

-lo se…solo que hay veces en las que creo que no me quiere lo suficiente, en los últimos meses no se ha comportado de la misma firma conmigo; creo…-se detuvo para tomar aire, su mirada transmitía miedo, y la mía también, miedo al pensar que el sospeche algo.-…que hay alguien mas…-me aterro al escucharlo, es como si estuviera leyendo mi ente, pero eso no debe suceder, el no debe sospechar.

-no!!.-respondo inmediatamente, procesando lentamente una manera de convencerlo de sus suposiciones; el solo me mira sor rendido por mi extraño comportamiento.-no puedes pensar eso…el nunca te dejaría, tu vales mucho.- me acerco a el y lo abraso, necesitaba demasiado ese contacto, se me es indispensable sentir su calor junto al mío.

-espero que tengas razón…no se que haría sin Yunho a mi lado…-lo estrecho con mas fuerza, el parece no entender el motivo de ese acercamiento, mas bien esta confundido con mi extraño comportamiento; pero no puede ser de otra forma, siento que lo estoy perdiendo lentamente, y eso es algo que no permitiré, aunque sea lo ultimo que haga voy a solucionar mi situación.

-no quiero oírte decir mas idioteces… si quieres que no me enoje mas contigo ve a dormir, yo todavía tengo mucho trabajo por hacer.- lo suelto y acaricio su mejilla, sonriéndole sinceramente; tratando de borrar mi pecado con ella, pidiendo perdón.

-esta bien…-acerca sus labios a mi mejilla derecha y me regala un sonoro beso.-…y prométeme que dejaras de trabajar un poco, haces que me sienta culpable, todavía no logro entender como es que puedes con todo. Te admiro demasiado jaejoong.-

Por favor deja de decir esas cosas, mi culpa se incrementa considerablemente. Ese órgano maquinal en mi interior se congela como el hielo y parece romperse, es desesperante. Min, perdóname, yo en verdad no quería que sucediera, la situación escapo de mis manos.

-si tu estuvieras en mi situación harías lo mismo…no te preocupes por mi, mejor ve y descansa.-le devuelvo el beso y lo empujo sutilmente para que se marche, el me dedica una ultima sonrisa e inmediatamente desaparece detrás de la puerta, permanezco en mutismo total mirando el mismo lugar por donde el desapareció, sintiéndome pésimo, la peor lacra del mundo…es que le estoy jugando chueco, lo se…y eso es lo que me mata, no consigo creer todo lo que esta pasando. Inevitablemente las lágrimas vuelven a rodar por mi pálido rostro aun con más fuerza que antes, los sollozos no se detienen y es así que caigo al suelo de lleno, permanezco así largo rato, abrasando mis piernas y ocultando mi llanto en ellas, ya nada volverá a ser como antes.

Es muy raro lo que sucede, nunca había visto a jaejoong así, y lo más raro aun es que no quiera confesármelo. Me destruye escuchar su llanto, desde que Salí de la habitación permanezco parado aquí, reflexionando junto al silencio, lo que más me desespera es que no consigo descubrir el motivo de su dolor, esto no me cuadra del todo. Maldita sea!! Porque no quiere contármelo, detrás de esa coraza en la que Junsu aparece hay algo mas, mucho mas grabe que su simple indiferencia, de eso estoy seguro. ¿Es que no parara de llorar?, hermano dime que demonios sucede!! Y…no logro quitar de mi mente esas marcas en tu cuerpo, es como si hubieras sido atacado por una bestia salvaje, pero…no pienses eso!! El puede hacer con su vida lo que quiera, no creo que alguien se haya atrevido a hacer algo sin su consentimiento, al menos no creo que Kim Jaejoong lo permitiría, mi hermano no es de esas personas que se doblegan ante algo. Ya descubriré que sucede aquí. Y haré lo que este a mi alcance para que jamás vuelvas a llorar. Hay algo que aquí queda muy claro, jamás perdonare a la persona que esta haciendo sufrir de esta manera a mi ángel.

Estoy arto de llorar, me arden los ojos y mi vista se torna nublada, ¿Cuánto tiempo he permanecido así? No lo se, pero eso es lo de menos. Es ahora cuando tengo que pensar en algo para hacer desaparecer a estos fantasmas de mi mente, me estoy volviendo loco!! Me levando del suelo y cubro mi cuerpo con la primer prenda que encuentro en el closet, unos pantalones sport y una fina playera blanca, sin mencionar que solo tapo mis pies con unas chancletas y me cubro con un abrigo de lana, la temperatura es muy baja en esta estación del año, y simplemente no puedo darme el gusto de enfermarme, aunque eso es lo que mas deseo en este momento, morir de la peor manera. Finalmente termino de vestirme y me dirijo a mi oficina privada que se encuentra dentro de mi habitación, a esa que ninguno de mis hermanos osa entrar, ya que lo tienen estrictamente prohibido. No que haya algo raro, es solo que no me gusta que se inmiscuen en mi trabajo. Me siento echando un suspiro al aire, amargamente dirijo mi vista hacia los papeles arriba del escritorio, tanto trabajo por realizar, hay veces en las que creo explotar, donde parece que no podré con todo, las empresas, el colegio, el baile…si, me fascina el baile, y cada que tengo tiempo lo hago para distenderme un poco de las obligaciones, para olvidarme un poco de mi comprometida vida, de esta soledad que me carcome día a día. Es algo raro que me fascine tanto el baile, al igual que el, ciertamente no puedo negar que Jung Yunho es el mejor bailarín de la preparatoria, siempre lo admire en ese sentido, pero todo esto hace que lo odie como nunca creí hacerlo. El es el novio de mi hermano, y eso no me desagradaba hace algún tiempo, ¿Por qué se me hace terrible en estos momentos? No!! Esto no puede ser verdad…a mi no…no!! Esto es un error, y Kim Jaejoong reparara su error, porque no perderé a Changmin por algo como esto. Necesito que alguien me diga que es lo que me esta pasando, porque no siento asco al recordarlo, porque!! Sabes muy bien la respuesta a eso Jaejoong, tú permitiste que todo sucediera, porque también lo deseabas. Trato de despejar mi mente, así que sin ganas prendo mi laptop, haber si el sonido de la tecnología logra sacarme de mi trace. Abro mi casilla de mensajes, seguro que el los accionistas rusos ya me tienen una respuesta para el traslado del personal hacia aquí, espero que sea favorable, ya me cuesta mucho lidiar con ellos, debí creer lo que me decían mis consejeros, realmente los rusos son insondables…saliendo de mis cavilaciones es que me encuentro con un mensaje de alguien muy conocido...me llama mucho la atención, así que sin pensarlo dos veces lo abro. “Miss You…” solo bastaron esas dos palabras para que mi corazón diera un vuelco!! Me extraña, el me extraña…reviso la fecha y hora del mensaje…Maldita sea!! Eres un bastardo Yunho!!! Como es que te atreves a mandarme un mensaje después de llamarlo a el… Te detesto!! Pero no voy a llorar, esto tienen que acabar y yo le daré punto final. Mi mirada recae nuevamente en el mensaje, tengo que admitirlo, en cierta forma esas dos palabras me alegran… pero…deja de mentirte Jaejoong!! No te vasta con engañar a tu hermano que ahora pretendes engañarte a ti mismo!! Si…debo dejar la hipocresía a un lado, lo que paso con Yunho esta tarde no fue solo cumpa de el…yo…yo deje que todo ocurriera. Diablos!! Eso es lo que mas impotencia me da, no debo ser tan hipócrita como para echarle la totalidad de la cumpa a el, yo soy el bastardo que permitió que hiciera conmigo lo que se le diera la gana, aunque…no!! No pienses eso...no puedes pensar siquiera en eso. Esto es un error!! Debe acabar!! Y pensar que yo pretendía que las cosas con Junsu se solucionaran y termine metiéndome en algo mucho mas grave. Es que sus acciones me tomaron por sorpresa, jamás llegue a pensar que el aria una cosa así

----------o-------------o---------------o-------------o

Maldita sea!! Espero que esto se acabe de una buena vez!! Ya no tolero mi relación con Junsu…y desde hace meses, con la llegada de los hermanos Jung su odio hacia mi se ha incrementado, pero realmente no lo entiendo…yo no siento nada por Yoochun, el…bueno, no creo que sea mi tipo, es muy…no se, pero no me agrada, y justamente a Junsu le viene a gustar, aunque en este caso no se que pueda hacer, realmente no tengo la cumpa que el este enamorado de mi, es ilógico el echarme la culpa, sin embargo Junsu lo hace. Me siento tan agotado, esta situación es desesperante y para colmo ese casanova me sigue hasta en sueños!! No entiendo que es lo que le atrae de mi, la verdad que no lo entiendo. Paro el auto en el estacionamiento de la mansión de los Jung, seguro que Masakasu debe de estar todavía en la empresa, el intercambio con los accionistas rusos esta muy difícil; espero que no se sobrecargue con el trabajo, el se merece un descanso, ojala alguno de sus hijos lo ayudara y no tenga que manejar todo solo, es por eso que en mis tiempos libres me dedico a trabajar junto con el, para aminorar un poco sus obligaciones, es que el me ayudo mucho, si no fuera por Masakasu Jung no se que hubiera sido de los Kim. Me acero hacia la puerta y llamo al portero para que alguien me abra la puerta.

-diga…-oigo una varonil voz mediante el aparato, pero no es la de Yoochun, seguro que…

-Yunho…soy Jaejoong, venia a hablar con Yoochun.- digo un poco incomodo, es que no suelo cruzar palabras con el, por mas que sea el novio de mi hermano no presentamos ningún tipo de relación, tengo que admitir que desde el primer momento me intereso formar una especie de lazo con el, pero noto que no le agrado, desde que llego a Seúl que me evita magistralmente, es de esas personas secas de sentimiento, pero afortunadamente mi hermano logro conquistarlo, es que cuando nos separaron Junsu y Changmin se tuvieron que ir al extranjero a vivir con ellos, en una de las universidades mas prestigiosas a la cual ellos asistían, esa fue la orden del Masakasu; yo permanecí en Seúl con él hasta cumplir los 18, fue allí cuando mis hermanos volvieron al país para vivir conmigo, y fue cuando sorpresivamente me entere del noviazgo de Changmin con Yunho, y el enfermizo enamoramiento de Junsu. Reconozco que Jung Yunho es un hombre con todas las letras, y admito que es mi tipo. Que rayos estoy pensando!! Como voy a decir que el novio de mi hermano es mi tipo!! Concéntrate Jaejoong.

-ah…pasa, acércate al gimnasio de baile.-me dice con un tono de voy que no logro descifrar, bueno…seguramente Yoochun esta con el. Eso espero.

-ok…-la puerta se abre sola, e inmediatamente entro a la casa, me dirijo al gimnasio de la familia Jung, por lo que tengo entendido es al final del pasillo hacia la derecha. Me voy acercando y distingo como la puerta no esta cerrada, hecho un vistazo y no puedo creer lo que ven mis ojos, Yunho, el hijo mayor de Masakasu Jung se encuentra bailando solo dentro de la habitación, estoy maravillado con lo que puedo apreciar, su cuerpo es algo impresionante, sus movimientos, perfectos. Trago difícilmente el nudo que se origino en mi garganta, tomo una gran bocanada de aire antes de entrar, lo que mas me llama la atención es que no veo que Yoochun este con el.

Golpeo la puerta para que se de cuenta de que estoy allí, el solo se gira de lado y me queda mirando, nuestras miradas se cruzan y nos quedamos observándonos por unos segundo, en realidad no me gusta para nada lo que siento al ver sus ojos, esas orbes chocolates parecen tragarme, es como si me estuviera perdiendo en su profundidad.

-ah…-es lo único que dice antes de volver a mirar el enorme espejo, solo eso, ni siquiera me registras, y me saca de quicio!! ¿Para que me hizo pasar entonces? Me quedo mirándolo un momento mas, apreciando su baile, ciertamente sus movimientos son geniales, se mueve de una manera muy sensual y provocativa, nunca me dispuse a observarlo tan detenidamente…

-te gusta lo que ves? ...-me sorprendo al escuchar esas palabras…sonaron a “¿tan bueno estoy que me quedas viendo como bobo?”, yo solo permanezco en silencio, la verdad que me tomó por sorpresa, es que nunca cruzamos palabras, y que ahora estemos los dos solos me inquieta, tengo un mal presentimiento.

-q…que?...-me hago el desentendido, el solo sigue bailando frente al espejo, admirando sus propios movimientos.-solo miro como bailas…-por fin digo recuperando mi seriedad.

-que crees de mi baile…-dijo deteniéndose, y parando la música con el control del equipo de audio, dándose vuelta y mirándome fijamente. De nuevo esos ojos, me intimidan, ocultan algo que quiero descubrir.

-eres muy bueno, no por nada posees el titulo del mejor bailarín de la preparatoria.-me apoyo contra la pared, cruzando mis brazos y mirándolo de la misma forma en que el lo hace.

-no te estoy preguntando que piensan los de la preparatoria, quiero saber que piensas tu.-no puedo ocultar que su tono de voz se me hace insinuante.

-pienso que eres bueno, pero no lo suficiente como para ser el mejor.-digo lo mas inmutable posible, no esta del todo errado de lo que pienso, pero creo que he sido un poco rudo al respecto.

-así que eso crees?... -frunce el seño, pero puedo ver claramente la sonrisa que usurpa sus labios.-seguro que lo puedes hacer mucho mejor que yo…Jaejoong.- el solo escuchar mi nombre salir de sus labios hace que mi piel se erice por completo, que es esto que me esta pasando?.

-yo no se bailar…-miento para salir del tema, me encanta bailar, solo que se me hace demasiado doloroso, el recuerdo y la nostalgia me carcomen el alma; eso es algo muy intimo, no me gustaría que el lo sepa, ya que a mi entender somos completamente extraños.

-estas seguro?... -me descoloca su pregunta... ¿me perdí de algo? O el sabe algo que yo no. Observo como se va acercando a mi y me toma de la mano, me suelto de su agarre inmediatamente, esto no me da buena espina, sin embargo no logro separar mis ojos de los suyos. Sonríe, emboza una sonrisa que me sorprende, nunca vi sonreír a Yunho, ni siquiera con Changmin, esto es muy raro… es como si los segundos se hubieran detenido, y es ahora cuando me doy cuenta del vacío que se origino en mi estomago, que rayos es esto…

Toma de nueva cuenta mi mano y hace que lo siga al centro de la pista de baile, no se porque es que accedí, pero no puedo hilar silaba, estoy totalmente hipnotizado. Agarra el control y la música nuevamente empieza a escucharse, es rítmica, muy movida, sin duda me encanta esa melodía…

-enséñame como hacerlo…-no separas tu vista, te pones frente a mi y te mueves al ritmo de la música; observo como lo haces y no puedo creer que seas tan sexy, no puedo negarlo, me gusta como lo haces…

-dije que no se bailar…-me giro para marcharme pero siento que me tomas de la cintura, me sorprendo demasiado, estas actuando muy raro y la situación ya a comenzado a incomodarme de sobremanera.

-eso no te lo crees ni tu…-tu mirada es desafiante, pero no sé que es lo que realmente pretendes, desde el momento en que nos conocimos que no me registras, y ahora esto…la verdad que no lo entiendo.

-que…que te pasa…-me alejo un poco de el para mirarlo con desagrado, tengo que salir de esta incomoda situación…-te estoy diciendo que no quiero…-

-que no quieras no significa que no sepas hacerlo…-y esa sonrisa insinuante vuelve a aparecer, no se porque pero no puedo separar mi vista de el…verlo frente a mi, todo sudado, las gotas resbalando uniformemente por los músculos de sus brazos, descendiendo en cámara lenta; su respiración entrecortada a causa del cansancio de las seguramente horas en las que a estado practicando aquí solo, y sus labios…todo es digno de admiración…es un verdadero hombre…

-a que se debe esto? ...acaso te interesa que sepa o no sepa bailar?...-respondo desafiantemente, la verdad es que caí en su juego, ahora solo falta descubrirlo y terminarlo.

-si, me interesa…-me alarmo ante su respuesta ¿Qué le interesa? Estoy descolocado ante todo, su forma de actuar es muy extraña, ¿Qué pretendes Jung Yunho?.

-no veo porque deba de interesarte….además, yo tengo cosas que hacer. Dime donde se encuentra Yoochun.-…puedo notar como frunces el seño al escuchar el nombre de tu hermano salir de mis labios ¿será que te molesta?, que es lo que realmente pretendes con todo esto. Quiero saberlo.

-El no esta en casa…-dices alejándote un poco y tomando una botella de agua, mientras me miras de soslayo. Frunzo el entre seño al escucharte, para que demonios me haces entrar si Yoochun no esta?.

-entonces no tengo nada mas que hacer aquí.- giro de lleno para marcharme, me dirijo a la puerta cuando antes de lograr abrirla siento como la cierras bruscamente aun detrás de mi, solo con una mano sobre mi hombro, me asusta mucho tu reacción. -q…que haces…-musito aun sin darme vuelta, pero no me contestas. Tomas mi hombro con una mano y logras darme vuelta, te miro aterrado, tu solo me miras fijamente, no logro descifrar esa mirada. Que es todo esto.

-todavía no te vallas…-me sonó mas a suplica que a otra cosa, no se que contestar; mi mente no reacciona y tu solo me sigues mirando.-baila conmigo…solo una vez.-una punzada ataca mi corazón, mi cerebro maquinalmente no logra encontrar una respuesta a todo lo que estoy sintiendo en este momento…mi cuerpo arde, y todavía no se por que.

-a…q que quieres llegar con todo esto…te dije que no…-sus palabras no me dejaron continuar.

-desde que llegue es que te he observado…por qué tratas de ocultármelo, te he visto bailar, y estoy maravillado con lo que haces…muéstramelo.- su rostro esta muy cerca del mío, tanto que hasta puedo sentir su dificultosa respiración junto a la mía, estoy perdido en la profundidad de sus orbes, y juro que mis mejillas deben de estar totalmente sulfuradas…los latidos de mi corazón no ayudan en nada y tengo que tratar de alejarme…

-¿Cómo? Eso no es cierto…yo…donde me has visto?...-logro separarme de el y tomo cierta distancia, es que no se donde me ha visto, soy muy prudente con esto del baile, y si mal no recuerdo siempre lo hago a altas horas de la noche en el gimnasio de la preparatoria, donde nadie pueda verme. No creo que el…

-te he visto en la preparatoria…no eres el único que trasnocha…-ya no había caso, mis mejillas se tornaron en ese carmesí característico, y no puedo asimilar la idea de que me sienta tan cohibido con su presencia, esto no lo había sentido nunca con nadie, y eso me asusta.

-yo…no me gusta que nadie me vea haciéndolo…-bajo el rostro y me recuesto cobre el enorme espejo atrás mío, el se queda en la misma posición, aunque no lo mire directo al rostro apuesto que esa sonrisa, la cual ya detesto, contornea sus labios.

-se puede saber porque? ...-

-se puede saber porque te interesa? ...-

-yo pregunte primero…-esta decidido a averiguarlo, no comprendo el motivo, lo único que se es que esto ya no tiene caso. Hecho un profundo suspiro al aire antes de contestar, siento una terrible seguridad que jamás sentí con nadie, no se por que sea, pero me parece que es una persona en quien pueda confiar, todo en mi tiene un cimiento angustiante, todas mis acciones y pensares, pero hay momentos en los que creo no soportarlo, precisamente como en este instante.

-mi madre…ella amaba el baile…-y puedo sentir como esas simples palabras hacen que tu semblante cambie radicalmente…permaneces en silencio, atento a lo que pueda llegar a decir ¿Qué es lo que te interesa tanto de mi?...-siempre fue su sueño el que su hija mayor bailara, fue por eso que cuando Lijoong murió hace nueve años…-me es imposible ya ocultar las lagrimas, estas caen silenciosamente por mis mejillas, pero no me siento mal, volver a hablar de Lijoong después de tantos años es un alivio para mi…no comprendo la razón de por que te lo estoy contando, solo es que me siento aliviado de poder sacar esta angustia del alma.-…mi madre murió con ella, su corazón ya no era el mismo…y yo me sentía culpable…- veo como te acercas a mi, culpable seguramente por verme en este estado, te ubicas frente a mi y levantas mi rostro del mentón…

-perdón…no sabia nada de eso…no continúes.- por primera vez que puedo contemplar angustia en tus ojos, esas orbes chocolate que parecían tragarse todo a su paso ahora se doblegan ante mi en busca de perdón. Pero no puedo detenerme, ahora quiero expulsar todo lo que guardo con tanto dolor hace años, un dolor del que ni siquiera Changmin esta al tanto.

-Me sentía culpable porque ella veía en mi a mi hermana melliza, éramos tan iguales que mi aspecto le hacia creer que Lijoong jamás murió, y como tal, yo debía cumplir su sueño, el sueño que mi hermana no pudo regalarle.-podía sentir el peso de las lagrimas, ahora salían con tanta fuerza de mis ojos que dolía, me miras con tanta indignación que no sabes que decir, y te entiendo, si yo me encontraría en una situación igual no sabría que hacer, pero el que estés junto a mi me reconforta de alguna manera. -comencé a bailar desde los nueve años, 4 meses después de la muerte de mi hermana; mi madre amaba tanto mi baile que hasta yo llegue a sentir pasión por el, el baile se convirtió en mi mundo y lo único que cruzaba por mi mente cuando danzaba era la sonrisa de ella, no obstante habían veces en las que lo odiaba, porque sabia que ante sus ojos jamás llegaría a ser Kim Jaejoong, para ella solo existía Kim Lijoong…siempre fui su sombra, su fantasma…hace dos años que mi madre murió, y también lo hice yo, porque al igual que mi hermana, tampoco pude cumplirle el suelo…jamás pudo verme en la sima. -caí al suelo, ya para mis piernas era imposible sostener el peso de mi cuerpo…te incas sobre mi y con tus dedos comienzas a remover mis lagrimas, se me hace tan calido el contacto que mi cuerpo comienza a temblar, observo pasmado tus movimientos, tu rostro tan cerca y no puedo evitar que en mi mente comiencen a formarse ciertas imágenes que quiero omitir, lastima que eres el novio de Changmin, porque yo jamás traicionaría a mi hermano.

-es por eso que dejaste de bailar…-asiento con la cabeza, y es ahora cuando me doy cuenta de nuestra cercanía, inmediatamente trato levantarme pero se me es imposible en esta pose, tu me lo impides…

-tengo que irme Yunho…-dijo en un susurro, no se que sea, pero no quiero irme, realmente quiero quedarme con el, solo que la imagen de Changmin esta en mi mente.

-no te vallas…por favor…-no dejas de acariciar mi mejilla, solo te miro con desconcierto.

-necesito hablar con Yooc…-no logro continuar, tus labios apresan los míos con fuerza, y no se lo que pasa, atrapas mi nuca y profundizas aun mas el beso, yo no respondo, estoy ido de todo lo que pase…tu…me estas besando, pero…¿Qué rayos sucede aquí?…siento como mis labios arden, mis ojos estas abiertos de par en par y solo puedo ver como mantienes los ojos cerrados y adentras tu lengua en mi boca, queriendo corrompes mi cavidad que se mantiene inmóvil.

-mh…nhg!!...-reacciono y rápidamente intento separarte de mi, pero me sujetas con mas fuerza aun, tus dedos enredándose en mis cabellos desesperadamente, me besas como si fuera lo ultimo que hagas y comienzo a desesperarme, porque si esto sigue así ya no podré detenerme. - yu…nhg…aléjate!!.-por fin logro separarte de mi…me apresuro a levantarme y te miro con desagrado…que has hecho!!! Acabas de besarme…tu..¿y Changmin?..-que diablos crees que haces!!...-te levantas y me quedas mirando, tu respiración se entrecorta, reúnes todo el oxigeno que necesitas para continuar hablando.

-hago lo que siento…-y mis ojos se habren como platos, no consigo ilar palabras, acaso dijo lo que creo que dijo…el en verdad quiso besarme. No te entiendo , que es lo que pasa contigo yunho, esto no puede seguir asi, esta mal.

-lo que sientes!! No te interesa mi hermano!! QUE MIERDA PRETENDES CON TODO ESTO!!.-estoy fuera de mis casillas, el beso a causado mucho daño a mi mente, no se que hacer.

-ya no quiero escapar de esto…-lentamente te vas acercando a mi, estoy en contra de la pared así que no puedo hacer nada, necesito escuchar tu excusa, todo esto debe de ser una broma. Estas frente a mi, puedo ver seriedad en tus ojos, no mientes. -mi noviazgo con Changmin fue un error, en el momento en que mis ojos se toparon con los tuyos pude comprobarlo, al que realmente deseo es a ti…-terminas de decirme esas palabras y es cuando recién compruebo que todo mi interior se desmorona, pedazo a pedazo los fragmentos de mi corazón se esparcen por todo mi ser, un sin fin de emociones resurgen, algunas que sin duda conozco y otras que no consigo entender, mi cabeza es un lío…

-…….-solo te miro aterrado, si…esa es la palabra, estoy tremendamente aterrado con lo que acabas de decirme, ¿me deseas? ¿Es a mí a quien quieres? Basta de esto!! Tiene que ser mentira…tu…Changmin es mi hermano maldita sea!!. Te miro directamente a los ojos, pretendiendo que emboces una sonrisa y me digas que todo es una broma, pero no dices nada, solo estas allí parado frente a mi mirándome suplicante, una suplica a la que jamás accederé.

-Jaejoong…yo…-

PLASH!!

Fue lo único que se me vino a la mente; con los ojos llenos de lagrimas te di una bofetada, una que siento me destruyo mas a mi que a ti…mantienes el rostro bajo, no musitas palabra, y estoy desquiciadamente desesperado.

-DEJATE DE IDIOTECES MALDITA SEA!! QUIEN TE CREES QUE SOY!! -te tomo de los hombros y te obligo a que me mires, tus ojos parecen ausentes, no contestas nada…y la desesperación se apropia de mi ser…-contéstame!! Dime…dime que todo es una broma…-las lagrimas caen sin fin manchando mi pálido rostro, siento un terrible dolor en mi pecho, la pena es demasiado grande…pero…¿que es lo que me causa tanto dolor? Su estado es lo que mas me lastima, el verlo de esta manera des fragmenta cada fibra de mi ser…que me has hecho Yunho…

-nada de esto es una broma…-en un rápido movimiento me tiras contra la pared, sujetas mis muñecas a los costados de mi cabeza, y distingo algo de lo que no me había dado cuenta…estas llorando, unas solitarias lagrimas inundan tus ojos, verlas realmente me esta matando.-CREES QUE ES FACIL PARA MI!! Nada de esto estaba en mis planes…solo…sucedió.-tu sinceridad me carcome lentamente, compruebo que no mientes, tus ojos me lo demuestras. Estas tan cerca de mí que siento deseos de besarte y parar esas lagrimas, aunque eso seria traicionar a Changmin, ¿Qué me has hecho? Estoy hechizado viendo tus ojos, no puedo separar mi vista de ellos…creo que en estos momentos el dolor que siento es tan fuerte que no se ira ni siquiera derramando un río de lagrimas, hasta hace unos momentos creía que me ignorabas, que me seria imposible acercarme a ti y ahora…me dices que no quieres a Changmin, que me deseas… ¿Qué pretendes que haga? Que me tire a tus brazos como sin nada, sin medir las consecuencias de lo que hagamos…sin importarme en lo mas mínimo los sentimientos de Changmin?. El te ama…y ese amor es suficiente para que renuncie a ti…porque definitivamente esto que siento en mi pecho, esos latidos acelerados, son ocasionados por ti…eso es lo que mas miedo me da.

-jamás será posible…Changm…-

-YA LO SE!! No quiero lastimarlo, pero la situación se escapo de mis manos…en el preciso momento en que llegue nuevamente a Seúl, mi mundo se desmorono. Comprobé que no lo quiero, porque veo en tus ojos lo que nunca encontrare en los suyos…-me estas destruyendo…cada palabra, cada silaba que sale de tus labios se incrusta en mi corazón como espina, estoy sangrando Yunho, estoy sangrando por dentro. Liberas una de mis manos y comienzas a acariciar delicadamente mi cabello; cierro mis ojos, conteniendo las lagrimas, amargamente disfrutando de tus caricias.- traté de ignorar ese sentimiento que me invadió cuando te vi por primera vez…supuse que seria pasajero, que se iría como ciertos amores falsos, solo que esto que se origino en mi ser es muy difícil de borrar.- tus caricias me tranquilizan, me transmiten la paz que necesito, ¿Por qué? Que habré hecho para merecer esto…para estar hundiéndome en lo mas profundo de la nada, sintiendo que ya nada será como antes, porque tengo que admitir que cuando te vi, también algo se formo en mi interior, algo que no comprendía y justamente ahora toma forma…amor.

-por favor…déjame…-abro mis ojos para toparme con los tuyos, estamos tan cerca que temo a que sientas los acelerados latidos de mi corazón.

-no pienso dejarte…e soportado mucho tiempo, y ahora lo único que quiero es tenerte.- mi cuerpo comienza a temblar ¿quieres tenerme? ¿Estás loco? Todo debe terminar en este preciso momento, no puedo permitir que mis sentimientos hacia a ti se intensifiquen, lo haré por el, porque antes que nada esta mi hermano.

-BASTA!!...-te empujo haciendo que te separes de mi, tu expresión cambio radicalmente, estoy seguro que no cederás tan fácilmente, pero no podrás con migo, nadie puede con Kim Jaejoong, y esto que estoy sintiendo, estas miles de punzadas que el alejarte de mi me provocaron son ilusiones, nada es verdad.- Todo esto esta mal…entiende que es imposible…jamás engañaría a mi hermano!! JAMAS!!.-logro darme la vuelta para marcharme rápidamente, abro la puerta sin mirar hacia atrás y me dispongo a salir, una de tus manos sujeta mi brazo con fuerza, brutalmente me prohíbes que salga, aventándome hacia la pared y cerrando la puerta tras de ti, el dolor en mi espalda como consecuencia del golpe hace que me estremezca…no estas jugando.

-no saldrás de aquí tan fácilmente Kim Jaejoong…-percibo tanta malicia en tus palabras que comienzo a temblar inmediatamente, observo como lentamente te acercas hacia mi, colocando ambos brazos a un lado de mi cabeza, me miras fijamente, estas muy serio, y eso me asusta en demasía…

Tengo mucho miedo.








-----------------


Capitulo 2




1 ♥Comentarios♥ :

Anónimo dijo...

Recuerdo que lo leí hace dos años
y aún espero que sea actualizado porque los fics de mirai son mis favoritos
Fiel fan Nyuu_Niso
:d

:a   :b   :c   :d   :e   :f   :g   :h   :i   :j